Infecciones en Genitales

Para su conocimiento vamos a hablar de sus aparatos genitales

Es muy común (9 de cada 10 mujeres) han padecido o padecen de infecciones vaginales desde su niñez, pubertad, vida sexual activa, menopausia, vejez y anomalías en general.

Estas infecciones pueden manifectarse por un excesivo prurito (picazón), pasando por un fétido olor de su flujo vaginal. En el 50% de los casos, el diagnostico clínico es de una infección por MICOSIS (Hongos). Estos alteran aún más la patología ya existente del aparato genital, complicando la situación.

Casi siempre, estos microorganismos viven en lugares húmedos, oscuros, de escaso tránsito de aire, y se alimentan de materia orgánica y sales minerales que abundan a su alrededor. Además, cuando se sienten atacados por antibioticos, desinfectantes, óvulos, etc., tienen la particularidad de resistirse, de esporularse, o sea hacer esporas (Hijos en su mínima expresión), los cuales se resguardan en sitios o fisuras donde no pueden ser vulnerados por los agentes de agresión para su tratamiento, y ahí quedan todo el tiempo que sea necesario, hasta que el medio donde habitan vuelva a ser APTO para su vida normal de adulto y posterior multiplicación.

En esta postura, vuelve a la carga en su patogenicidad, o sea transferir enfermedad. Como recordatorio y verdad, vuelque su mirada en algún sitio donde se cumpla estos axiomas : HUMEDAD, ESCASA LUZ y POCA AEREACION. Ahí, encontrará una colonia de hongos macroscópicos (grandes).

Si hacemos comparaciones : VAGINA, ANO, SITIO RECORDADO, veremos la similitud de lo expuesto precedentemente. En algunos casos, y a nuestro criterio, algunos de estos microorganismos se instalan en el fondo de la vagina (Cuello del útero) y sus adyacencias, y este es un recorrido entre 6 y 12 centímetros. Por esta causa de longitud, los óvulos prescriptos a su posterior diagnóstico no siempre cumplen en la totalidad de su cometido. Tampoco los antibacterianos orales, que después de su metabolización entran en el torrente sanguíneo, siendo percibidos por estos agentes patógenos los cuales efectúan la metamorfosis de esporularse.

En el resto de los casos de infecciones del aparato genital femenino y sus anexos (El otro 50%), responden a otros microorganismos patógenos, que sólo con excelente diagnóstico microbiológico son capaces de diagnosticarse adecuadamente.

En el caso que se desee tratar con un procedimiento ULTRARAPIDO el cual no presenta contraindicaciones, ni es doloroso, ni agresivo, le ofrecemos la alternativa, por OZONOTERAPIA, el cual por ser un gas puede ingresar por aquellos lugares que un agente líquido, pastoso o polvo es de dificultosa penetración. Este tratamiento tiene la ventaja que al ser un agente gaseoso penetra rápidamente, no dando tiempo a esporularse y por ende poder eliminar la totalidad de la flora patógena existente. Deseando que esta didáctica explicación, simple y amena, haya contribuido al conocimiento de infecciones de su aparato genital y anexos, quedamos a su disposición para evacuar consultas al respecto.